Una fuente de luz.

¡Una piel completamente nueva en solo 10 minutos! Rica en ingredientes activos iluminadores y enzimas naturales obtenidas de la papaya, esta mascarilla revela una tez radiante.

La piel adquiere un resplandor visible desde la primera aplicación, más suave y elástica que nunca.

Adecuada para todo tipo de pieles, en especial aquellas que prefieren un exfoliante sin grano.

BENEFICIOS

Complejo clarificador: equilibra la melanina, unifica e ilumina el rostro.

Almidón de arroz: elimina las células muertas y el sebo.

Extracto de papaya: exfolia gradualmente las células que contienen un exceso de melanina.

USO

Una o dos veces por semana, aplicar una capa media sobre la piel limpia, evitando los ojos. Dejar por un máximo de 10 minutos, humedeciendo y masajeando la piel durante el último minuto. Aclarar con agua o una muselina húmeda. A continuación, aplicar el tónico y la protección adecuada.