• Dos veces más concentrado que la crema PIGM 400, el Sérum PIGM 400 es un verdadero impulsor de la reducción de las manchas pigmentarias.
  • Las manchas pigmentarias, grabadas en la memoria de nuestra piel, si no son tratadas a diario volverán a salir. La mancha nunca desaparece pero si puede ser atenuada hasta hacerla imperceptible.
  • En el momento en que una persona con manchas pigmentarias se exponga a los rayos solares comenzará la activación de la melanogenesis y las manchas se pigmentarán.
  • Es pues, imprescindible, que las pieles manchadas eviten los rayos solares.

Utilizar Sérum PIGM 400, a diario, mañana y noche, hasta obtener el efecto deseado sobre las manchas pigmentarias y/o el tono de la piel.